La prensa
Uber banner

Josephine Talamantez: Preservando la Historia de Barrio Logan

Created: 18 January, 2018
Updated: 13 September, 2023
4 min read

Con la intención de establecer un museo y centro cultural en Barrio Logan, Josephine Talamantez busca crear un espacio en donde se den a conocer las historias de la comunidad y la de todos aquellos que a través de trabajo duro, dieron forma a San Diego.

Talamantez, fundadora del Museo y Centro Cultural de Chicano Park, ideó este concepto hace más de 35 años, pero convertir esa idea en realidad le ha traído varios desafíos.

Actualmente está gestionando la adquisición de un edificio que se encuentra a un lado de Chicano Park en National Avenue, y aunque han pasado más de dos años desde que el edificio está disponible, ella permanece esperanzada.

Con una sonrisa, Talamantez compartió que la Junta del Museo está preparada para comenzar a recaudar fondos para las renovaciones necesarias en cuanto se les entregue el edificio.

El Museo de Chicano Park se enfocará en temas de arte, historia y ciencia, mientras que el Centro Cultural se enfocará en actividades culturales.

“Las historias de nuestra comunidad deben ser contadas”, dijo Talamantez. “Ha sido un proceso largo, ha estado vacío casi dos años y medio, pero tengo fé, al igual que mi junta”.

Talamantez planea que el museo sea accesible y tenga información interpretativa sobre los murales, con un modelo que demuestre cómo era Logan Heights antes de la construcción de la Autopista 5 y el Puente Coronado atravesara la comunidad, que posteriormente se nombró como Barrio Logan.

Ella dijo que antes de la construcción del I-5, la comunidad pasó de tener más de 20,000 residentes a menos de 5,000, en menos de 15 años.

“Estoy interesada en mostrarle a esta ciudad que sin nuestro trabajo, sin nuestras contribuciones, la ciudad no hubiera crecido hasta llegar a la hermosa ciudad que es”, dijo Talamantez. “Es a través de La Raza que hemos tenido un impacto en el desarrollo social, cultural, económico y político de San Diego. Y quiero eso documentado”.

Recientemente, diversos grupos han amenazado los murales y han planeado protestas basadas en la idea de que Chicano Park, un parque rodeado de murales pintados a mano ubicado bajo el puente Coronado, es un símbolo de valores antiamericanos, sin embargo, Talamantez cree que tener un museo en su lugar ayudará a educar a las personas sobre cómo eso no es cierto”.

“El museo será un lugar extremadamente importante porque también puede actuar como un centro de visitantes y de bienvenida”, dijo Talamantez.

Sin embargo, las amenazas no son nuevas en Chicano Park, ya que a lo largo de los años se ha enfrentado a múltiples construcciones y propuestas de planificación que amenazaron su existencia, pero debido al esfuerzo de los miembros de la comunidad y personas como Talamantez, el parque permanece.

Talamantez dijo que para ella, el parque es su corazón y su alma y que la comunidad ayudó a darle forma a su vida.

“Representa más allá de mi generación, representa a la generación anterior que no tenía la oportunidad para expresarse libremente”, dijo Talamantez.

Nacida y criada en lo que antes fuera Logan Heights, ahora Barrio Logan, Talamantez fue fuertemente motivada por su madre para seguir una educación superior.

Talamantez asistió a San Diego City College y luego se trasladó a UC San Diego. Más tarde asistió a UC Berkeley y obtuvo una maestría en historia publica.

Su pasión y dedicación por defender Barrio Logan surgió durante su época como estudiante en San Diego City College, donde se involucró en el movimiento estudiantil chicano.

A los 18 años, Talamantez se unió a otros activistas comunitarios para proteger Chicano Park cuando la ciudad de San Diego planeó construir una estación de policías en su lugar.

Talamantez participo en una demostración y después de varios días, la comunidad de Barrio Logan convenció a la ciudad para que retrocediera.

En 1997, Talamantez presentó la idea de incluir a Chicano Park y sus murales en el Registro Nacional al Comité Directivo de Chicano Park, como resultado de que la ciudad anunciara planes de remodelación para el Puente Coronado, lo cual dañaría los murales.

El 23 de enero de 2013, Chicano Park y los murales fueron oficialmente incluidos en el Registro Nacional y en diciembre de 2016 se convirtió en un hito histórico nacional.

Talamantez es uno de los miembros fundadores del Comité Directivo de Chicano Park y ha sido nombrada como asesora de la Oficina de Preservación Histórica de California y participa en el Comité de Planificación de Barrio Logan.

Ella dijo que todavía hay peleas por pelear para la comunidad, como establecer un nuevo plan comunitario, que data de 1978, que trata sobre la gentrificación y la preservación de la historia.

“Mi esperanza para el futuro es que el parque se mantendrá y el museo permanecerá para contar la historia”, dijo Talamantez.